Formulario de cita previa

  • Implantes dentales:

    Da a tus dientes una apariencia natural y hermosa de nuevo.

¿Como te pueden ayudar los implantes dentales?

Para la mayoría de las personas, perder dientes o muelas es un completo desastre. Los implantes dentales ofrecen la solución más natural y sostenible. Un implante dental es literalmente una raíz de diente “artificial”. Se inserta en la mandíbula y sirve como base para una mayor construcción para reemplazar los dientes o molares que se pierden debido a una infección por traumatismo, encías o conducto radicular. Los implantes dentales también pueden servir como base para coronas individuales, puentes fijos o dentaduras extraíbles.

Procedimiento de tratamiento

Para someterse a un procedimiento de implante dental, primero debemos realizar un análisis integral y estético. El uso de rayos X es el diagnóstico más importante antes de insertar el implante dental. Podemos examinar el estado de la mandíbula y determinar la salud general y la estética de los dientes. Con esto como base y teniendo en cuenta sus deseos, podemos proponer el tratamiento adecuado.

Hacer un implante dental de raíz es un proceso quirúrgico que requiere anestesia. En resumen, la goma se desprenderá cuidadosamente. Después de lo cual se perforarán pequeños orificios para el implante (si es necesario se agregará hueso artificial) y se volverá a poner en forma la encía. Una vez asegurado, el chicle será cosido y cerrado. Una semana después, los puntos se pueden quitar. En la mayoría de los casos, este procedimiento es indoloro. Nuestro objetivo es hacer que los dientes que se colocan en un implante tengan el mismo aspecto que los dientes naturales en raíces reales.

Da a tus dientes una apariencia natural y hermosa de nuevo.

La belleza de los implantes es que reemplazan las raíces reales. Esto significa que se puede colocar un nuevo diente de una manera muy sostenible, dando a los dientes una apariencia natural y hermosa. Nadie podrá ver que es un diente artificial en una raíz artificial. Si se toman los cuidados adecuados, nuestros implantes dentales pueden durar toda la vida.